Último momento

Según Santiago Cafiero, las medidas de endurecimiento del cepo cambiario son “transitorias”

El jefe de Gabinete dijo que el endurecimiento del cepo fue una medida que se venía discutiendo con el BCRA y Economía y estuvo conectada a la presentación del presupuesto 2021 (FOTOGRAFIA JGM/)

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, resaltó hoy que las medidas tomadas para profundizar el cepo cambiario son “transitorias” y durarán hasta que la Argentina pueda “reponer” el perfil exportador. “Son transitorias hasta que repongamos nuestro perfil exportador”, dijo Cafiero, y señaló que “la Argentina pasó de exportar en 2011 unos 80 mil millones de dólares a unos 60 mil millones de dólares en 2019”.

A juicio del funcionario, “Los dólares los necesitamos para incentivar a la producción y al empleo para que permitan generar más dólares. Es un círculo que tenemos que volver a recomponer”.

Cafiero criticó el “el modelo especulativo” del Gobierno a cargo de Mauricio Macri, que llamó “la timba del macrismo” que –afirmó- “hacía que entraran dólares que no iban a la producción”. Por el contrario, señaló, “Vinimos a cambiar eso y lo estamos haciendo”.

Para la producción

El jefe de Gabinete también explicó que la profundización del cepo cambiario, por el cual para acceder a la compra de los USD 200 mensuales de “dólar ahorro” se agregó, al impuesto “PAIS” del 30%, un cargo adicional del 35% en concepto de “adelanto del impuesto a las Ganancias”, lo que llevó la cotización por arriba de los 130 pesos, son transitorias porque "los dólares los necesitamos para incentivar a la producción y al empleo para que permitan generar más dólares. Es un círculo que tenemos que volver a recomponer”.

Las recientes medidas incluyeron también deducir los pagos de tarjetas de crédito o de servicios en dólares de la cuota mensual de USD 200, de modo que si por caso una persona gasta USD 1.000 con el uso de tarjeta, no podrá acceder durante 5 meses a su “cuota” de “dólar ahorro”. Adicionalmente, el gobierno obligará a las empresas con deudas financieras a refinanciar al menos 60% de la misma a un plazo promedio de dos años y les proveerá dólares al tipo de cambio oficial sólo hasta el 40% de los vencimientos de capital de intereses que deban afrontar.

Prioridades

Cafiero dijo que la profundización del cepo cambiario “tiene que ver fundamentalmente con elegir prioridades”. Al respecto, explicó, “las medidas del tipo de cambio tienen que ver con que la cuenta de capital esté tranquilizada; son cuestiones que tienen que ver con tranquilizar la economía y tener una macroeconomía más equilibrada”, subrayó.

Consultado sobre el aumento del precio del dólar “blue”, dijo simplemente que “la economía argentina se rige por el dólar oficial, no por el blue”.

La profundización del cepo, para cuidar las reservas, aseguró Cafiero, “es algo que veníamos trabajando hace mucho tiempo con el Banco Central y el Ministerio de Economía”. También dijo que las medidas cambiarias “no son inconexas” con el presupuesto 2021, cuyas proyecciones incluyen un valor del dólar oficial de $ 102,4 hacia diciembre del próximo año, un aumento levemente inferior a la tasa de inflación estimada para el año, de 29%.

Sesgo exportador

Carga de granos en uno de los puertos cercanos a Rosario, principal centro de exportaciones de la Argentina  REUTERS/Marcos Brindicci
Carga de granos en uno de los puertos cercanos a Rosario, principal centro de exportaciones de la Argentina REUTERS/Marcos Brindicci (MARCOS BRINDICCI/)

Respecto de las cifras de exportación que dijo Cafiero, cabe señalar que las estadísticas del Indec marcan que el pico de exportaciones de la Argentina se alcanzó en 2011, durante el segundo mandato de Cristina Kirchner, cuando las ventas al exterior, gracias a los precios récord que las materias primas alcanzaron entre ese año y principios de 2012 en los mercados internacionales, las ventas externas fueron de USD 82.981 millones. A partir de allí las ventas al exterior cayeron año a año, hasta alcanzar los 56.783 millones de dólares en 2015, último año del mandato de la hoy vicepresidente, en el que la balanza comercial tuvo un saldo negativo de USD 3.419 millones.

En los años subsiguientes, durante el gobierno de Macri, las exportaciones crecieron lentamente, hasta llegar a USD 65.115 millones en 2019, cuando –debido a la recesión, se registró un superávit comercial de USD 15.990 millones, que será superado en 2020. Debido al colapso de las importaciones por la crisis económica, se estima que este año la Argentina tendrá un superávit comercial cercano a los USD 17.000 millones. Las reservas del Banco Central, sin embargo, siguen en descenso.

Seguí leyendo:

El riesgo país argentino todavía triplica el promedio de la región: qué nivel necesita el Gobierno para que la deuda sea sostenible

El colapso de la economía: los 8 bancos argentinos que cotizan en bolsa valen la mitad de lo que uno solo de ellos valía en 2017