Último momento

Martín Mura, ministro de Economía porteño: “Con este cambio de la coparticipación perdemos los fondos para pagar 1000 sueldos por día”

El ministro de Hacienda y Finanzas de la Ciudad, Martín Mura, dijo que espera que la Corte Suprema “tenga una intervención rápida” ante el amparo que presentaron para frenar la pérdida de la recaudación por la decisión del gobierno nacional de recortar la coparticipación federal, que implica el dinero equivalente al pago de “mil salarios promedio de la policía por día”.

La Ciudad Autónoma de Buenos Aires realizó su presentación ante la Corte Suprema de Justicia en busca de una cautelar que frene el cambio en la coparticipación que dispuso el Gobierno Nacional hace unos días atrás y que le significa la pérdida de ingresos diarios tanto para las fuerzas de seguridad como para otros sectores de la administración pública.

El ministro se refirió en diálogo con Infobae a que la decisión del Ejecutivo nacional “es inconstitucional; tomó una decisión de manera unilateral, alterando los pilares del federalismo. Para modificar la coparticipación hace falta más consenso que para modificar la Constitución, ya que hace se necesitan mayorías especiales en el Congreso Nacional y que después lo aprueben las 24 legislaturas. Acá se hizo en forma inconsulta e intempestiva".

—¿Cuánto pierden por día con este cambio?

—En principio estamos perdiendo 150 millones de pesos diarios y hasta fin de año estaríamos alrededor de 13.000 millones. Nosotros teníamos presupuestado para este año $ 126.000 millones, de los que 75.000 millones de pesos era para la Policía de la Ciudad y $ 50.000 millones el 1,4 histórico de la coparticipación. Con la llegada de la pandemia nuestra estimación pasó a $106.000 millones, en donde 64.000 millones eran por el 2.1% y 42.000 millones por el 1,4% de la copartición.

—En el proyecto de ley que envió el Ejecutivo al Congreso, la Nación señala que la policía porteña necesita $ 25.000 millones, menos de la mitad de lo que afirman ustedes

—No tengo muy claro cómo hacen la cuenta. Cuando se traspasó la fuerza, se hizo con funciones y competencia y la mejor manera de saber cuánto gastaba el Estado nacional es ver cuánto le costó el año anterior, en 2015, en ese momento el número era de poco más de 13.000 millones y te daba 2,5%. Ellos (por la Nación) toman el 2016 que reconocen que fue un año de transición donde no se pasó a la totalidad del personal no de las funciones y lo toman como base para calcular. En esa cuenta faltan todo lo que se siguió pasando, tanto en personal como en otras cosas. Además, ese año, el gasto operativo lo pagó la Ciudad. La base de cálculo que ellos toma no refleja, ni se acerca, al número real. Y si proyectas para adelante ese número el resultado te da mal porque la base es menos de la mitad de lo que fue el gasto.

—¿Cómo van a obtener los recursos que le falta para este 2020?

—Esto es una sábana corta y los gastos en seguridad, salud, educación, no son muy flexibles a la baja. Habrá que buscar fondos en otros lados, y esto en un contexto en donde por la pandemia la recaudación cayó en $ 76000 millones y se incremento el gastos por la pandemia en 20.000 millones más. Esto me generó un impacto presupuestario de $ 100.000 millones sobre un presupuesto de 480.000 millones de pesos. Y ahora le sumo 13.000 millones más para este año.

– ¿Y dónde van a ajustar?

—Este año fue cero el plan de infraestructura, bajamos al mínimo esencial el mantenimiento del espacio publico, en cultura se hizo muy poco porque tampoco se podía por la pandemia, renegociamos los contratos de mantenimiento de las escuelas que pasaron de ser diarios a quincenales. El problema es que, cuando salgamos de esto, los gastos vuelven al mismo nivel.

—¿Impuestos o deuda es la salida?

—Hoy tenemos en el ABL una morosidad de 50% y en patente del 60%; en este momento subir un impuesto es lo mismo que nada. Respecto de la deuda, podes financiar un tiempo el gasto corriente con deuda, pero si lo mantenes es el principio del fin.

—En términos prácticos que significa este recorte?

—El costo del salario promedio que se toma de la Policía es el de un sargento que hoy ronda los $ 150.000 con todos los aportes, esto recorte significa que perdemos 1000 salarios por día. Y no podemos ajustar en la Policía. Podes bajar el nivel de mantenimiento de las comisiarías, pero hay que comprar nafta, chalecos, uniformes.

—Cuánto es la baja de coparticipación que podían aceptar?

—Nosotros habíamos iniciado conversaciones y las mantuvimos hasta mediados de marzo. En ese momento se estaba revisando la suspensión del consenso fiscal en donde nosotros no seguíamos a la baja con Ingresos Brutos y, a partir de eso, podríamos aportar 0,5 de la coparticipación. Pero el diálogo terminó y se tomó una medida unilateral. En este contexto tenemos que apelar a la cordura de todos, que una cuestión de federalismo la tenga que resolver la Corte es la certificación del fracaso de la política. La solución es que nos sentemos en una mesa y resolvamos esto.

Seguí leyendo:

ATP 5: el Gobierno explicó los requisitos para que la cuota de los créditos se transformen en un subsidio

Dólar: uno por uno, los motivos que impiden comprar los USD 200 mensuales