Último momento

Los ministros recibieron a Guzmán con aplausos y brindaron con café por el acuerdo de la deuda

Aplauso a Martin Guzman en Gabinete económico (Infobae)

“Que Argentina no haya entrado en default es una buena noticia no solo para las finanzas públicas, sino también para las empresas que necesitan financiarse. La estructura financiera, o de tasas, se ordena de acuerdo al nivel de salud que tiene el Gobierno nacional, la capacidad que tiene el Tesoro de financiarse, de allí se fijan parámetros y desde ahí se desprenden las tasas que paga el sector privado”, declaró Santiago Cafiero antes de la reunión de Gabinete económico que se realizó en la Casa Rosada.

Con evidentes signos de cansancio, dijo que “se nos quitó el gran peso que tenía la deuda en los años venideros, y me parece central entender que el logro de la negociación no solo es haber reducido el monto, sino también la tasa de interés. El gobierno anterior no solo dejó una estructura de deuda muy abultada que la hacía insostenible y con una tasa de interés promedio de 7 puntos, ahora es una tasa más cercana al mercado, de 3 puntos. Bajar de 7 a 3 es parte de lo que significa la sostenibilidad de la deuda”.

Adentro del Salón de los Científicos ya lo esperaban el héroe de la jornada, el ministro de Hacienda, Martín Guzmán -que fue recibido con aplausos- y estaba reunido con el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, el ministro de Producción, Matías Kulfas, la titular del ANSES, Fernanda Raverta y la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, además de la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca, el viceministro de Hacienda, Raúl Rigo y la jefa de Gabinete de Hacienda, Melina Mallamace. Cuando Cafiero ingresó, propuso un brindis por la Argentina, que se hizo con café.

En diálogo con los periodistas acreditados, el Jefe de Gabinete no quiso anticipar cuál será el porcentaje que se sumará al canje, “eso lo vamos a saber el 24 de agosto” fue lo que contestó ante el pedido de precisiones. Solo anticipó que hoy en la reunión de Gabinete económico se terminará de diseñar el programa de 60 medidas que anunció hace tres semanas el Presidente y del cual no hay todavía ningún trascendido. “Lo va a anunciar el Presidente”, se limitó a decir ante la insistencia de los cronistas.

Sobre la situación económica dijo que “la salida de la recesión es parte del programa de medidas económicas que tenemos, los plazos serán cuando la Argentina se vuelva a poner en modo productivo, vuelva a generar empleo, vuelva a generar góndola, depende de esas variantes y esas variables”.

“Estamos muy contentos por los avances que tuvimos en la reestructuración de la deuda, los acuerdos que se lograron, muy conformes con el trabajo que llevó adelante el ministro y todo su equipo. Nos permite pensar herramientas de política pública con una perspectiva distinta, que sea parte de lo que nos habíamos comprometido con los argentinos y las argentinas, no es ni más ni menos que lo que prometimos” durante la campaña electoral.

Sobre la posibilidad de cerrar el acuerdo con el FMI antes de fin de año, apenas expresó que “la idea es que tengamos terminada esta etapa del 24 de agosto y con eso cerrado vamos a continuar negociando y viendo cómo con estos métodos, con sus herramientas ha avanzado en esta línea que le está dando buenos resultados”. Agregó que “en febrero, el Fondo planteó que la deuda privada así como estaba era insostenible, porque así era la situación que exhibió el Presidente en sus diálogos con líderes del mundo, que la situación así como estaba era insostenible.

También el PJ porteño, de estrecho vínculo con el Presidente, emitió un comunicado que tituló “el pueblo argentino defiende la soberanía nacional”, donde destacó que “la propuesta no le pide a ningún acreedor que pierda plata, solo que ganen un poco menos; esto le servirá al Gobierno para trazar una senda de crecimiento, luego de cuatro años de ajuste”. Agregó que “como dijo Alberto, el endeudamiento y su repago siempre deben guardar una lógica correlación con el crecimiento de la producción y el empleo. El gobierno encaró la reestructuración de la deuda apuntando a honrar los compromisos de la Argentina sin descuidar a nuestro pueblo”. Y luego de puntualizar que “la soberanía nacional es innegociable”, aseguró que es “un acuerdo que cumple con todos los estándares adoptados por los mercados financieros internacionales”.

Al terminar Gabinete económico, para continuar con festejos y planes, Guzmán invitó a Cafiero a almorzar al 5to piso del Palacio de Hacienda.

Seguí leyendo:

Chodos, representante de Argentina en el FMI: “No es el fin del problema de la deuda, falta mucho”

La Cancillería diseñó un plan para aumentar las exportaciones agrícolas hacia nuevos mercados

Lacunza: “La hoja de ruta no está clara, en semanas pasamos de Vicentin a un acuerdo con bonistas”