Último momento

Cómo tienen que hacer bares, restaurantes y otros comercios no esenciales para pedir la condonación del ABL porteño

Una postal del restaurante del Club Tacuarí, un lugar en el que la gente suele hacer cola para comer

La Administración Gubernamental de Ingresos Públicos (AGIP) del gobierno porteño informó que los comercios no esenciales ya pueden solicitar la condonación de los meses de junio y julio del impuesto inmobiliario/ABL, a través del aplicativo “Alivio Fiscal Pandemia COVID-19” disponible en www.agip.gob.ar, accediendo con Clave Ciudad Nivel 2.

Según la Ley N° 6.315, sancionada en la Legislatura porteña, los comercios no esenciales que pueden solicitar esta medida de alivio fiscal son aquellos que desarrollan actividades de venta de bienes muebles y prestaciones de servicio, así como los locales de actividades gastronómicas (restaurantes, bares, cafeterías, pizzerías, casas de comida, heladería, fastfood, etc.) y los inmuebles donde se desarrollan las actividades de hotelería, alojamiento, pensiones, geriátricos, albergues transitorios y/o moteles.

¿Cómo tiene que hacer el comerciante para gestionar esta condonación? En primer lugar, ingresar a la página web de la AGIP; luego le va a aparecer en la pantalla un pop-up donde tiene que ingresar con la Clave Ciudad que tienen todos los comercios. Una vez allí, deberá completar un formulario y solicitar ser eximido del pago del ABL de junio y julio. El beneficio no se otorgará de forma automática, sino que primero el organismo cotejará los datos y luego procederá a activar la condonación.

ABL
Este es el pop-up en donde el comerciante debe ingresar para acceder al beneficio de la condonación del ABL de junio y julio

Fuentes de la AGIP afirmaron a Infobae que si bien no hay un promedio del costo del ABL mensual que un comercio paga –porque varían mucho los tamaños de los locales–, algunos llegan a abonar hasta $10.000 mensuales del impuesto inmobiliario, por lo que “es realmente un alivio”, dijeron, al agregar que el costo total de la medida para la Ciudad es de $600 millones.

El universo de comercios no esenciales que podrán acceder a esta condonación alcanza, según un informe del Ministerio de Desarrollo Económico porteño, a 110.000 establecimientos. Quedan afuera los bancos, las farmacias, las verdulerías, las carnicerías y los supermercados.

En aquellos casos en los cuales los contribuyentes ya hubieran efectuado el pago correspondiente a dichos meses, ese monto se les computará como un crédito fiscal para cancelar las próximas cuotas del impuesto, informó la AGIP. Para aquellos que hubieran abonado la cuota anual, el crédito fiscal quedará abierto para el año que viene.

Asimismo, también se condonarán las cuotas N° 6 y N° 7 correspondientes a los gravámenes por Uso, Ocupación y Trabajos del Espacio Público para las actividades comerciales en la vía pública, es decir, para puestos de venta ambulante por cuenta propia o de terceros y con vehículos gastronómicos.

En este caso, la condonación de los meses de junio y julio será reconocida de oficio por la AGIP, otorgándoles un crédito fiscal para la cancelación de futuras obligaciones correspondientes a 2021.

“Estamos ante una situación en la que tenemos que destinar cada vez más recursos al sistema sanitario y, al mismo tiempo, una fuerte caída en los niveles de recaudación. En medio de este escenario, tenemos que activar algún tipo de medida para los sectores más afectados por la crisis. Y esta condonación del ABL por dos meses es un alivio, que se suma a los créditos blandos del Banco Ciudad al 12% lanzados hace 15 días. Estamos viendo qué más podemos hacer a nivel impositivo”, agregó una fuente del gobierno porteño.

La nueva línea de préstamos del Banco Ciudad está destinada a la recomposición del capital de trabajo para los comercios de CABA con actividad no esencial. Se trata de una propuesta de financiamiento que flexibiliza al máximo las condiciones de los préstamos para garantizar que puedan acceder a ellos la mayor cantidad posible de comercios, y dispone para el otorgamiento una gestión ágil de manera digital.

Los nuevos créditos son por un monto máximo de $500.000 por comercio y tienen una tasa fija del 12%, que contiene un subsidio de 12 puntos porcentuales otorgados en partes iguales por el gobierno porteño y por el Banco Ciudad. Además, presenta una extensión de plazos que contemplan un período de gracia inicial de hasta 6 meses para el pago del capital e intereses y luego hasta 18 cuotas fijas (abonando la primera cuota en enero de 2021).

Seguí leyendo:

Cecilia Todesca: “Vamos a anunciar medidas de reactivación económica con mucha obra pública y estímulos al ahorro privado en la construcción”

Emmanuel Álvarez Agis: “El Gobierno empezó pensando que el coronavirus iba a ser una cosa de tres meses”