Último momento

Las sorprendentes confesiones de un ex Barcelona: “Desperdicié mucho dinero en noches locas”

Song no tuvo mucha continuidad en el conjunto culé (Foto: REUTERS)
Song no tuvo mucha continuidad en el conjunto culé (Foto: REUTERS)

“Estuve 8 años en el Arsenal, pero juro que es durante los últimos cuatro años puedo decir que comencé a ganarme la vida bien, porque el salario había aumentado considerablemente. Desperdicié mucho dinero. Me iba a cenar, viajes, vacaciones… Durante los ocho años ni siquiera pude ahorrar 100.000 libras en mi cuenta bancaria. La gente pensaba que era millonario, pero no era la realidad. Me iba a los centros mocerciales, noches locas, viajes de aquí para allá”.

El camerunés nacionalizado francés Alexandre Song sorprendió con las confesiones que ofreció en una entrevista vía Instagram. El actual futbolista del Sion de Suiza, de 32 años, reveló que los ingresos resultaron un patrón clave en las decisiones que tomó a lo largo de su carrera, y que durante buena parte de la misma lo dilapidó en fiestas, salidas y lujos.

El mediocampista que irrumpió en el Bastia de Francia, pero que se ganó un nombre en el Arsenal de Arsene Wenger, donde jugó entre 2005 y 2012 haciendo gala de su técnica, su ubicuidad y su polifuncionalidad (también actuó como marcador central). Allí compartió plantel con Thierry Henry, a quien admiró por sus condiciones y… posesiones.

“Firmé mi primer contrato profesional y ganaba 15.000 libras por semana. Estaba tan entusiasmado.. Y Vi llegar a Henry al entrenamiento con su coche, que era una joya. Pensé que necesitaba el mismo coche, sin importar lo que costara. Como eras futbolista, ibas al concesionario, firmabas los papeles y te daban el coche. Dos meses después me di cuenta de que se me iba a ir el dinero y pedí que me dieran un Toyota. Me preguntó Henry qué había hecho con el coche. Le contesté que era mucho para mí”, narró la particular anécdota.

En 2012 fue transferido al Barcelona como alternativa de Sergio Busquets. En Catalunya se dio el lujo de ganar dos títulos (Liga y Supercopa de España en 2013). Resultó un salto determinante en su trayectoria, que también ostenta pasos por el Rubin Kazan, el West Ham United y el Charlton. Aunque no precisamente por su deseo de jugar con Lionel Messi, Xavi Hernández o Andrés Iniesta.

“El Barcelona se interesó en ficharme y me habló el director deportivo. Me dijo que no iba a jugar mucho. Le comenté que no me importaba, sabía que ahora sí iba a ser realmente millonario”, contó su motivación, como corolario de las confesiones que llamaron la atención en las redes sociales.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El llamado de Lionel Messi a Lautaro Martínez para convencerlo de que vaya al Barcelona

Un ex Barcelona y Juventus se recuperó del coronavirus tras 60 días de contagio: “Sentía el virus en mis pulmones”