Último momento

Por qué no podría ser como Federer, el día que conoció a Donald Trump y las consecuencias de la cuarentena: siete frases del Chino Rios

Marcelo Ríos (AFP)
Marcelo Ríos (AFP) (CLAUDIO REYES/)

Este fin de semana, el ex tenista chileno Marcelo Ríos dialogó a través de Instagram con su ex entrenador Alex Rossi y respondió preguntas de algunos de sus seguidores. Quien fuese número 1 del mundo criticó a las autoridades del tenis, a Pete Sampras y repasó algunos momentos destacados de su trayectoria.

Actualmente, el ex deportista sudamericano está atravesando la pandemia en los Estados Unidos y admitió que le cuesta comprender cómo es que allí la situación se vive de una manera muy diferente a América Latina: “Es el país más infectado y abrieron Disney. Puedes salir a la calle y todos siguen viviendo su vida. Entiendo poco lo que quieren hacer. Abren todo teniendo tantos contagiados. Yo salgo poco y no invito a nadie. Por eso la cuarentena me ha agarrado un olor que no sabes cómo sacártelo. Y una diarrea importante. Le agarré respeto a esto, porque el año pasado estuve con influenza y me quería matar. Y todavía no estoy listo para morirme. Si abren un centro comercial, no me voy a meter ni cagando”.

Ríos llegó a la cima del ranking ATP en 1998, luego de vencer en la final del Masters de Miami a Andre Agassi y hoy en día, a sus 44 años cree que conseguir semejante hazaña tan pronto terminó afectándolo: “Me hubiese gustado ser número uno más viejo. No tengo ni puta idea de cómo lo hice, en ese momento era un pendejo de 21 años, me gustaba salir de noche”. “No pensaba que iba a lograrlo y menos en la final contra Agassi, que era un referente con su short de jeans y pelo largo. Me dio un poco de ansiedad y miedo de lo que iba a pasar. Pensaba que podía ser el mejor del mundo de un día para otro, si estaré preparado o no. Me han criticado por la forma de ser, pero me crié afuera, entonces una manera de defenderme era ser yo el guerrero. Nadie te enseña a ser ídolo o famoso, eres como eres. Lo tomas como te llega ese día. Una 21 años”, agregó.

Ríos fue número 1 del mundo en 1998
Ríos fue número 1 del mundo en 1998

Además, reveló que tras haberse convertido en el mejor, pensó en retirarse, aunque apenas tenía 21 años: “Alguna vez le dije a mi papá o mi agente que si era 1 me retiraba del tenis. Estuve a un minuto de decir en la conferencia que me retiraba, pero no de soberbio. Quería hacerlo. Le conté a mi mánager y me dijo ‘Estás loco, ahora empieza la plata, los contratos, la plata’. Y ahí dije qué hago, pensé fríamente y sino tenía que entrar a la universidad. Así que hoy en día estaría en cuarentena en el banco, en el estado… no tengo idea. Estaría trabajando”.

Finalmente siguió con su carrera pero su nivel bajó y no logró regresar a ese puesto en el ranking. Por ese motivo es que admira a otros tenistas que han conseguido mantenerse en la cúspide durante mucho tiempo: “Yo no podría ni cagando viajar como Federer a los 38 años, esa motivación que tiene para jugar…”. Ríos aprovechó la mención al suizo para recordar su halago: “Que haya dicho que yo soy el más talentoso de la historia es mi premio del salón de la fama. Lejos el mejor de la historia, me encanta, aunque es muy respetuoso en la cancha”.

El chileno criticó que hoy en día haya demasiadas reglas que impidan a los profesionales poder salirse de sus cabales durante un juego y remarcó que está en contra de que no se pueda insultar o romper una raqueta cuando a veces necesitan sacar la ira de su cuerpo. En este marco, aplaudió la llegada de jugadores que rompen algunas de estas reglas: “Yo me cago de la risa con Kyrgios y Fognini, me gusta ver ese tenis”.

También eligió su Grand Slam favorito y recordó cómo fue que conoció a Donald Trump: “Me cargaba Wimbledon pero no por el pasto, las vacas, que es para jugar golf y toda esa mierda. No me gusta Londres porque es triste, viejo. Me gustaba Roland Garros, pero más onda y ambiente tenía el US Open, que se juega de noche. Una vez yo jugaba y llegó Trump en una limusina abrazado a 10 mujeres… ahora lo veo de presidente de los Estados Unidos, es medio raro”.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

La intimidad del día en que Michael Jordan venció a uno de los mejores golfistas del mundo: “Yo nunca pierdo”

El maltrato a los compañeros y su adicción por las apuestas: cómo la necesidad de convertirse en ganador desenmascaró el costado oscuro de Jordan

Conmoción en Estados Unidos: encontraron muerto a un atleta que participó en los Juegos Olímpicos de Invierno 2006