Último momento

Alberto Fernández se reúne con embajadores de la Unión Europea para detallar su agenda de política exterior

Alberto Fernández, presidente electo
Alberto Fernández, presidente electo (AGUSTIN MARCARIAN/)

Alberto Fernández y 15 embajadores de la Unión Europea se reúnen para empezar a debatir la agenda que se viene con el nuevo gobierno en la Argentina.

El presidente electo llegó a las 13:20 junto a su vocero Juan Pablo Biondi. Minutos antes había arribado Felipe Solá, probable futuro canciller de su administración.

Desde el acuerdo de la UE y el Mercosur hasta los proyectos individuales que tienen pendientes varios países pasando por los vínculos con Estados Unidos y China o la situación crítica en Bolivia, todo esto forma parte de la agenda de trabajo que el presidente electo analizará hoy con los embajadores europeos.

La embajadora de la UE en la Argentina, Aude Mario Coliche, es la anfitriona y coordina el diálogo. Ya se muestra muy entusiasmada con el encuentro y sus resultados positivos. Pero aún no aventuró nada. Hay otros embajadores europeos que son reacios y ponen reparos a lo que pueda plantear Fernández.

“Queremos escuchar atentamente al presidente electo y saber de primera mano lo que piensa de las relaciones con Europa y con el mundo. Para nosotros es clave saber lo que quiere hacer”, explico a Infobae un embajador europeo que hoy formará parte de la delegación para agasajar a Fernández.

El acuerdo que deben ratificar los parlamentos es clave para lo que esperan los embajadores, si se tiene en cuenta que Fernández puso reparos a ese acuerdo firmado por Mauricio Macri. Según trascendió, los embajadores de la UE tratarán de explicar que no hay secretismo alguno en ese acuerdo y que será beneficioso para ambas partes. Se trata de un acuerdo de libre comercio que tiene en vilo a más de 500 millones de habitantes.

En la UE resaltaron que el acuerdo sellado en julio pasado no se puede revisar como sugirió el presidente electo. Es lo que plantea el mecanismo de acción de cada bloque tras la firma de un acuerdo.

La Argentina debe ratificar en el Congreso ese acuerdo para avanzar con un proceso que en su conjunto tardará más de 10 años en ponerse en práctica. Algo de esto hablaron Fernández y el presidente de Francia Emmanuel Macron, el sábado pasado en la charla telefónica que ambos mantuvieron por más de una hora.

“Hay buena sintonía con la Unión Europea y todo se va a encaminar”, dijo ayer un allegado al presidente electo.

En el encuentro de hoy con los embajadores de la UE hay también un especial interés en saber cómo se encuadran las relaciones entre Brasil y la Argentina.

También hay interés de parte de los europeos en saber qué tipo de vínculos proyecta Fernández en relación a China y Estados Unidos. Es clave para el desarrollo de inversiones. Por poner un caso, las empresas belgas y holandesas que tienen trabajos de dragado en la hIdrovÍa temen un avance de China en condiciones desfavorables. Lo mismo ocurre con empresas de Francia, Italia y España por el desarrollo de litio en el norte argentino.

Alberto Fernández, presidente electo
Alberto Fernández, presidente electo

Hay un tema complejo de la agenda que tiene que ver con la cooperación de la UE a la Argentina en materia de lucha contra el terrorismo y el narcotráfico. Este también será un tema por abordar en el almuerzo.

En la agenda de trabajo estará sin dudas el tema Bolivia. Fernández ya planteó claramente que allí hubo un golpe de Estado y se diferenció de Macri.

Fernández llegará al almuerzo acompañado por Felipe Solá, que aparece en una posición expectable para ocupar el cargo de ministro de Relaciones Exteriores.

Seguí leyendo:

El Gobierno argentino no reconocerá por ahora a Jeanine Áñez como presidenta interina de Bolivia

Alberto Fernández define su gabinete: los nombres que tienen un lugar asegurado y la lista de los que están en carrera