Último momento

La economía de Brasil se contrajo un 0,2% en el primer trimestre, su primera caída en dos años

Es la primera contracción del PBI en dos años

La economía de Brasil se contrajo un 0,2% en el primer trimestre de 2019, la primera caída de su Producto Interno Bruto (PIB) desde el 2016 y tras la asunción del nuevo presidente Jair Bolsonaro, según datos del Instituto Brasileño de Geografía Estadística (IBGE) publicados este jueves.

De mantenerse esta tendencia, el gigante brasileño podría entrar nuevamente en recesión tras dos años del crecimiento limitado pero sostenido que para muchos había significado el fin de la crisis económica y política que afectaba al gigante sudamericano desde 2014.

El dato coincide con la estimación promedio de 32 economistas consultados por el diario económico Valor y también por una consulta de la agencia Bloomberg y muestra principalmente, según analistas, la frustración de los empresarios ante las dificultades del gobierno de Bolsonaro para poner en marcha su programa de reformas promercado.

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil (REUTERS/Adriano Machado/archivo)
Jair Bolsonaro, presidente de Brasil (REUTERS/Adriano Machado/archivo)

La industria tuvo una caída del 0,7%, afectada por la caída del sector minero que fue muy afectado por el desastre ambiental de Brumadinho, indicó Folha de Sao Paulo.

Mientras que la actividad agrícola se contrajo un 0,5%, afectada por una sequía, y los servicios cayeron un 0,2% en un contexto de elevado desempleo.

El último reporte publicado por el IBGE marcaba en tanto un crecimiento del 0,1% del PIB para el último trimestre de 2018, de acuerdo a O Globo. El crecimiento para ese año fue del 1,1%, misma tasa que la registrada en 2017.

Entre 2015 y 2016, en cambio, la economía se contrajo un 7,6% en lo peor de la crisis económica brasileña.

Paulo Guedes, ministro de Economía de Brasil (AP)
Paulo Guedes, ministro de Economía de Brasil (AP)

Aun si la economía brasileña no entra en recesión y se recupera parcialmente en el segundo trimestre de 2019, la noticia de la caída del PIB ha reforzado la noción de que el país aun no inicia la esperada reactivación y se encuentra estancado, con escasa inversión y desempleo en aumento.

Paulo Guedes, ministro de Economía de Brasil, garantizó sin embargo que el país crecerá un 1,5% este año, durante una reunión con parlamentarios de la Comisión Mixta de Presupuestos realizada hace dos semanas.

Aunque parezca demasiado optimista, el funcionario fue también moderado en las estimaciones ya que a principios de año habían anticipado una suba de 2,5%, y ahora las proyecciones oficiales se adecuaron a un punto menos. El ministro insistió ante los legisladores que la clave para una recuperación más rápida de la producción debe ocurrir solo si el Congreso acelera la aprobación de la reforma previsional.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Brasil, del sueño de superpotencia a la frustración: por qué su economía se estancó

Economistas crédulos y decepcionados replantean el futuro de Brasil

El ministro de Economía de Brasil aseguró que el país crecerá 1,5% en 2019