Último momento

Trigo: el gobierno proyecta una siembra de 6.150.000 hectáreas

El Ministerio de Agroindustria de la Nación presentó ayer sus primeras estimaciones para la campaña de cultivos de invierno.

Para el trigo se pronostica una siembra de 6.150.000 hectáreas, que de concretarse esta estimación el área aumentaría unas 250.000 hectáreas en relación al ciclo anterior. Con esta área sembrada, la cosecha total podría llegar a 18,5 millones de toneladas, lo que significaría un nuevo récord de producción.

Estos aumentos de área y producción se atribuyen a que los suelos se favorecieron por las lluvias registradas durante los meses de abril y mayo, que dejó un buen nivel de humedad, y además por el buen escenario de precios para el cereal, que ronda casi los USD 200 por tonelada.

En las áreas trigueras, ya se comenzó con algunas coberturas de manera temprana, principalmente en la provincia de Salta con la siembra de unas 220 mil hectáreas

"Las primeras intenciones de siembra de trigo indicarían una superficie que en principio sería similar o superior a la de la campaña precedente", indicó el informe de Agroindustria.

Allí se agregó que "esto estaría motivado por la necesidad por parte del productor de resarcirse de los magros resultados de la cosecha gruesa, a lo cual se le suma la buena recarga de perfiles con las lluvias de abril/mayo, y lo precios del cereal".

Otro de los tradicionales cultivos de invierno, es la cebada. El ministerio de Agroindustria está pronosticando una caída del 2% del área, con una siembra de 980.000 hectáreas.

La campaña agrícola en Córdoba

De acuerdo al último informe elaborado por la Bolsa de Cereales de Córdoba, "las recientes precipitaciones que se registraron en la provincia, como así también el cambio de destino, de cosecha a forraje, y la sequía que han sufrido los principales cultivos estivales, afectaron la producción y ampliaron la brecha entre los valores obtenidos en campañas anteriores y la actual".

Ante este panorama, la producción de soja caería un 42% en relación a la campaña anterior y se ubicaría en 7.600.000 toneladas. El rendimiento sería el segundo más bajo de los últimos 10 años: 20,6 quintales por hectárea. La volatilidad climática provocó que 503.000 hectáreas no sean cosechadas, "las que son consideradas como pérdidas o han cambiado su destino sirviendo como alimento para el ganado. Esto último se debe a la sequía que también afectó los pastizales y pasturas. Sobre los rendimientos ocasionó mermas en el peso de los granos, desgrane de la planta en pie y problemas de calidad", señaló el informe de la bolsa de Córdoba.

“La alta humedad y temperaturas templadas de los últimos 10 días, potenciaron en distintas localidades de la provincia la apertura de vainas y la germinación del grano”

Las estimaciones de producción de maíz en la provincia de Córdoba son de 10.400.000 toneladas, y al igual que la soja se registraría el segundo rendimiento más bajo de los últimos 10 años: 60,3 quintales por hectárea. Los especialistas de la Bolsa de Córdoba atribuyen esta baja en los rendimientos "a las disminuciones en el peso de los granos por efecto de la falta de agua durante el período crítico.

Banco Mundial: Aprueban un proyecto para mitigar riesgos climáticos en el agro

El Directorio del Banco Mundial aprobó la semana pasada un nuevo proyecto por USD 150 millones para apoyar a 20.000 productores rurales vulnerables en Argentina, mejorando la gestión de riesgos en el sector agropecuario, a fin de aumentar la resiliencia frente a fenómenos climáticos, como las sequías y las inundaciones.

El Proyecto de Gestión Integral de los Riesgos en el Sistema Agroindustrial Rural incluirá mejorar el acceso a información sobre los riesgos, la adopción de tecnologías climáticamente inteligentes y prácticas de manejo del riesgo, así como la reforma del sistema de emergencia agropecuaria. Este proyecto tendrá un financiamiento de margen variable, reembolsable en 32 años y con un período de gracia de 7,5 años.

“Es un proyecto que venimos trabajando hace mucho tiempo en conjunto con el Banco Mundial para poder atender una necesidad que tienen hoy los productores en la gestión del riesgo climático”, comentó el ministro de Agroindustria de la Nación, Luis Miguel Etchevehere

Por su parte Luis Caputo, ministro de Finanzas de la Nación, expresó: "Este financiamiento permitirá mitigar los riesgos de 20.000 pequeños productores agrícolas, aumentando la resiliencia frente a fenómenos climáticos como sequías e inundaciones. Este proyecto es una muestra más de la confianza que genera la Argentina ante los organismos multilaterales de crédito".

Según el comunicado que ha difundido el Banco Mundial la iniciativa incluye tres acciones principales para hacer frente a los desafíos del sector:

-Fortalecer los sistemas de información, para prevenir y evaluar los riesgos asociados con la variabilidad climática, el cambio climático y las fluctuaciones de los precios del mercado.

-Mitigar los riesgos agrícolas a través de inversiones que pueden incluir: (i) obras de infraestructura; (ii) forestación, reforestación y gestión de cuencas y (iii) incentivos para la adopción de tecnologías y prácticas agrícolas climáticamente inteligentes, desde la instalación de riego tecnificado hasta aplicaciones móviles para manejar los riesgos.

-Mejorar el sistema de emergencia agropecuaria a nivel nacional y provincial para cubrir a más productores vulnerables. También se prevé la transferencia de riesgos agrícolas a través de instrumentos financieros como los seguros.