Último momento

En el socialismo festejan con Servini de Cubría

Festejo en el Partido Socialista porteño. A diferencia de lo que les ocurrió a los justicialistas, recibieron una buena noticia del juzgado de María Romilda Servini de Cubría, que falló a favor del reclamo del diputado Roy Cortina.

La jueza electoral hizo lugar a una medida cautelar que frena la disposición y/o construcción sobre el terreno donde funcionó la Casa del Pueblo y otros inmuebles.

"Esta resolución es un primer paso importante en nuestra lucha por dejar al descubierto la maniobra fraudulenta de personajes que, con el aval del gobierno anterior, avanzaron en la venta de este y otros predios que son del Partido Socialista para promover negocios inmobiliarios", dijo Cortina antes de irse con algo más de un centenar de militantes y simpatizantes del partido a darle un abrazo simbólico a la propiedad de Av. Rivadavia 2.150 que supo albergar el histórico local que fue incendiado durante el gobierno de Perón.

El diputado recordó que el socialismo "adquirió esa propiedad emblemática y las otras involucradas en el Expediente gracias al esfuerzo mancomunado de sus afiliados y simpatizantes".

El litigio es de larga data y de compleja explicación. En resumidas palabras, el Socialismo fundó una Sociedad Anónima, La Vanguardia, para resguardar la propiedad. Después el PS se dividió y más tarde quienes estaban en La Vanguardia dispusieron la venta de la propiedad.

Un dato que une los fallos de Servini de Cubría: los que pidieron la intervención del PJ responsabilizan al kirchnerismo de todos los males peronistas, lo mismo que plantea Cortina: dice que quienes estaban en La Vanguardia se unieron a los K y se llevaron la casa.

Por ahora, los demandantes están contentos aunque admiten que por falta de recursos, entre otras cuestiones, no podrían volver a construir allí su sede partidaria.

Seguí leyendo