Último momento

ADEPA expresó su preocupación por los ataques sin pruebas a periodistas

La Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (ADEPA) expresó su preocupación y su malestar por las difamaciones a periodistas sin respaldo judicial.

En un comunicado de prensa, rechazó los dichos de algunas personas que vincularon a diversos profesionales de prensa con los casos de abusos a menores que son investigados en clubes de fútbol.

"Adepa considera que estos episodios, que incluso han llegado a reivindicar su origen en operaciones de inteligencia privadas financiadas por fuentes no explicitadas, lejos de contribuir a esclarecer hechos de interés público, pueden encubrir meras campañas de deslegitimación de periodistas profesionales e incluso configurar represalias en razón de su trabajo", enfatizó la entidad.

El sábado a la noche, en el programa de Mirtha Legrand, la invitada Natacha Jaitt señaló a varios periodistas. Carlos Pagni, Oscar González Oro y Alejandro Fantino -entre otros- hicieron sus descargos públicos.

El productor del ciclo, Ignacio Viale, asumió la responsabilidad y pidió disculpas a todos los involucrados cuya imagen fue dañada en el programa que se emite por Canal 13.

El comunicado completo:

La Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (Adepa) expresa su preocupación ante el riesgo de que se intente condicionar la labor periodística y el ejercicio de la libertad de expresión a través de imputaciones contra profesionales de prensa no respaldadas por actuaciones judiciales.

La utilización de un caso de actualidad y suma gravedad -como el del abuso de menores por parte de entramados delictivos que afectan a clubes de fútbol- para intentar vincular a periodistas, sin pruebas que lo acrediten en el expediente judicial, multiplica las sospechas sobre el real objetivo de tales afirmaciones.

Adepa considera que estos episodios, que incluso han llegado a reivindicar su origen en operaciones de inteligencia privadas financiadas por fuentes no explicitadas, lejos de contribuir a esclarecer hechos de interés público, pueden encubrir meras campañas de deslegitimación de periodistas profesionales e incluso configurar represalias en razón de su trabajo.

Al margen del derecho de cualquier persona a expresarse libremente, afrontando, eso sí, las consecuencias de sus afirmaciones, sólo la intervención oportuna y el funcionamiento efectivo del Poder Judicial terminarán echando luz sobre este tipo de situaciones.